lunes, 27 de agosto de 2007

LA VIRGEN DE LAS NIEVES EN SANTA FE

Mariana Rivera

Una madonna traida por los inmigrantes
Virgen de las Nieves. La imagen representa la Virgen María bajo la advocación de Nuestra Señora de las Nieves. Sus devotos son inmigrantes italianos o sus descendientes que conservan esta veneración.

"Hasta que pueda caminar no dejaré de ir a la capilla", confesó fervorosa María de Grazia De Bianco, una inmigrante italiana fiel devota de Nuestra Señora de las Nieves.
No perdió su acento a pesar de que hace más de 50 años que llegó a nuestras tierras ni su devoción por esta Virgen, que es la patrona del pueblo donde nació, Sanza, en la provincia de Salerno, en Italia. Junto a otros inmigrantes italianos de nuestra ciudad decidieron construir una pequeña capilla para preservar esa devoción y celebrar, cada 5 de agosto, la fiesta patronal, tal como se acostumbra en Italia. Funciona en el Hogar de Ancianas Teodora Peiteado de Aldao ubicado en Francia 1872 de nuestra ciudad.>
"Cuando llegué a Santa Fe estaba esta veneración de la Virgen María. Después nosotros hicimos la capilla, con mi esposo y mi hijo, entre otra gente que estaba. Fuimos varios los que comenzamos esto pero ahora sólo quedamos cuatro familias que colaboramos con esta causa: De Bianco, Speranza, Nicodemo y Caiafa, todas que vinieron de Italia", recordó.>
Sin embargo, María de Grazia destacó que "hay otras familias que invitamos para la celebración, de las que quedan los hijos de los que llegaron de Italia, como los Curcio. Muchos vecinos nuestros también nos acompañan para las misas, que también son católicos y saben de nuestra devoción. Ellos también nos ayudan a mantener la capilla".

Una réplica de la imagen
Hacia el año 1900, un grupo de inmigrantes oriundos del pueblo de Sanza, provincia de Salerno, en Italia, quisieron prolongar la devoción de esta "madonna" y trajeron una réplica de su imagen.
Primero fue ubicada en la Iglesia Nuestra Señora del Carmen, situada en la peatonal San Martín y La Rioja, y luego en la Parroquia del Sagrado Corazón de Jesús, en 4 de Enero al 2400. Cuando esta última fue restaurada, la imagen debió ser trasladada al lugar que hoy ocupa. Sin embargo, actualmente hay otra imagen para su veneración en dicha capilla erigida en el hogar de ancianos. Todos los días 5 de cada mes, descendientes de esos inmigrantes y devotos de esta advocación de la Virgen María.>
Esta antigua devoción mariana se remonta a los tiempos el Papa Liberio (años 352-356). Un patricio llamado Juan, que pertenecía a la alta nobleza y tenía una acaudalada fortuna, viéndose anciano e imposibilitado a tener hijos pidió -junto a su esposa- que la Virgen los iluminara.>
Respondiendo a sus oraciones y en sueños, la Virgen les dijo que deseaba que le construyeran un templo donde ella les iría a indicar. Y así sucedió: la mañana del 5 de agosto, un día muy caluroso del verano romano, la cima del Monte Esquilino, en esa ciudad italiana, apareció la Virgen cubierta de nieve. Los esposos contaron el sueño al Papa y resultó que éste también lo había soñado.>
Se organizó una procesión hasta el lugar que la Virgen le había señalado milagrosamente y todos se maravillaron al ver el terreno cubierto por nieve fresca y blanca. El matrimonio financió la obra y actualmente, en ese lugar, se erige la Basílica de Santa María Mayor, la iglesia más antigua de Occidente dedicada a la Virgen.>
Para la fiesta patronal, en Sanza se organiza una procesión en donde llevan a la imagen de Nuestra Señora de las Nieves hasta la cima de la montaña, desde diez días antes de todos los 5 de agosto.

Una inmigrante
"Vine a la Argentina en 1954, un año después de que llegó mi esposo. Llegamos cuando recién había terminado la guerra y vinimos por trabajo. Estábamos muy mal en Italia y todos decían que había que ir a lïAmérica, que nosotros no conocíamos. Mi esposo tenía un tío en Santa Fe y por eso, él vino primero y al año vine yo, pero todos mis dos hijos nacieron acá", recordó.
María de Grazia también contó que "cuando llegamos fuimos a parar a la casa del tío de mi marido y después fuimos una casa en Piquete, cuando era un barrio donde no había nada; ni el cartero pasaba. Estuvimos poco tiempo ahí y después compramos la casa, y nos vinimos para acá. Tras seis meses de trabajar como albañil, después de que llegó de Italia, mi esposo siempre trabajó en la fábrica Sideral, hasta que se jubiló".>
En tanto, mencionó que "más de una vez pudimos volver a Italia porque mi hijo se fue a ese país cuando tenía 20 años. Quería conocer el pueblo donde habían nacido sus abuelos y sus padres, deseo que ya tenía desde antes de terminar la escuela. Pero después no quiso volver más. Allá se casó con una española y, cuando se quedó sin trabajo en ese país, se fue a trabajar a España. Posteriormente, la empresa de café donde trabajaba puso una sucursal en Buenos Aires y volvió al país".>
Y agregó: "En mi familia somos seis hermanos y ningún otro vino a vivir ni a pasear a la Argentina. Sólo vino un sobrino a visitarnos y mi padre, en 1975. Yo viajé a mi tierra después de 20 años de haber estado en el país".>
En ese entonces -continuó- la imagen estaba en la Iglesia del Carmen y luego se colocó en un hogar de ancianos ubicado en Francia al 1800, donde cada 5 del mes hacemos una misa en su honor", explicó orgullosa.>
Virgen sentada y parada
María de Grazia recordó que "hay dos imágenes de Nuestra Señora de las Nieves: una servía para llevar a la procesión. Era la primera que hubo y era una imagen parada de la Virgen. Antes se hacía una procesión grande, hasta con fuegos artificiales. Toda la comunidad de esa zona y de otros pueblos compartían ese festejo. Pero como esa imagen era muy pesada y no podíamos seguir llevándola en la procesión se decidió hacer otra. Entonces, tenemos otra imagen de la Virgen donde está sentada, al igual que la que está en Italia".
Pero María de Grazia De Bianco admitió que "estamos todos grandes y no podíamos levantar esa imagen, ni para llevarla en procesión ni para poder limpiarla en la capilla. Un nieto de un inmigrante nos contó que el párroco de Sagrado Corazón le había pedido un cuadro de esta imagen y quería hacer el Patio Mariano, atrás de la parroquia, con todas las advocaciones de la Virgen".>
Por este motivo, María de Grazia le consultó otra de las colaboras de la capilla, Nélida Speranza, para qué iban a hacer hacer un cuadro si tenían esa imagen, que no podían levantar ni sacar para hacer la procesión en el patio del hogar, cada 5 de agosto. "Por este motivo, preferimos dar esa imagen a esa parroquia, adonde va mucha gente y siempre está con flores. El lugar estaba cerca nuestro y también podíamos ir a llevarle flores a la imagen de la Virgen. Así fue que la llevamos al Sagrado Corazón, desde hace aproximadamente dos años".

Devotos argentinos
La llegada de una réplica de la imagen de esta Virgen a Buenos Aires fue recibida con alegría por muchos fieles porteños. Esto ocurrió a principios de este año y, en la oportunidad, participó una delegación de fieles devotos de Santa Fe, que fue acompañada por una nutrida y bulliciosa comitiva de Sanza, portadora de la imagen.
En nuestra ciudad, en ocasión de la celebración de la fiesta patronal, invitó a la comunidad italiana -en especial a los piamonteses y sus descendientes- a recibir y acompañar a la Virgen Peregrina, bajo la advocación de Nuestra Señora de las Nieves.>
La imagen fue enviada desde Bagnolo, Piamonte, y se venera en las altas cumbres en Carlos Paz, provincia de Córdoba, en el paraje "El Cóndor", lugar que miles de fieles concurren a visitar y, por decisión del Padre Ítalo, párroco de la inmigración, recorre las provincias de Córdoba y Santa Fe.>
En esta recorrida visitó las ciudades de Rafaela, Ramona, Colonia Aldao, Devoto, San Francisco y Castelar y llegó a nuestra ciudad el sábado 12, a las 18.30. Se rezó una misa ese mismo día en la parroquia Nuestra Señora de La Merced, ubicada en avenida Freyre y Moreno, donde permaneció varios días. La imagen permaneció en esa parroquia hasta el sábado 18 de agosto y luego fue trasladada a la ciudad de Morteros, en la provincia de Córdoba.

Un pueblo llamado Sanza: virgen protectora
En Sanza, Italia, localidad ubicada a 130 kilómetros al sur de Salerno, existe una gruta con la imagen de la Virgen de las Nieves que cuida y rige la vida de ese pueblo. Está ubicada en el Monte Cervato, a 1898 metros sobre el nivel del mar, en lo más alto de la campiña, donde -en los meses de invierno- se acumula mucha nieve. Sanza, con la fuerza de los romanos, venera esta advocación mariana. Sus habitantes aman la naturaleza que ofrece la magnificencia de su extenso territorio, que -con su centro histórico medieval- constituye un recurso turístico importante.
En América Latina hay réplicas en San Pablo, Brasil, y en Ciudad Bolívar, en Venezuela. Además, a partir de enero de este año, la Virgen de las Nieves también es venerada en Lanús Este, provincia de Buenos Aires, en la Iglesia Santo Cristo.>

Fte: Suplemento NOSOTROS, Diario EL LITORAL, 25 de agosto de 2007

1 comentario:

Carlos Rosales Luna Victoria - Perú dijo...

Estimados Sres: Quiero agregar que la Virgen de las Nieves, también se venera en el Perú, en las ciudades de Ica (La Tinguiña) imagen traida por parrocos españoles y en Cora Cora (Ayacucho). Atte. Carlos Rosales Luna Victoria - Lima, Perú.